lunes, 19 de enero de 2009

modelo artístico


Obama toma posesión de su cargo y comienza a llenar los anales de la historia como primer presidente negro, presi
dente 2.0 y un largo reguero de etiquetas que bien seguro aumentará en los próximos meses.

Me pregunto si uno de ellos será el de “Presidente del Arte”. Mi planteamiento no está exento de fundamento. Lo digo porque Internet es un bombardeo constante de retratos, portadas, cómics y diseños con político estadounidense. Todos ellos evocan a la esperanza de, al parecer, todos los seres del planeta en que Obama nos saque de la oscura encrucijada en la que nos hemos/nos han metido.

En colectivo de artistas Art for Obama perseguía los votos para el candidato en los rincones dominados por el partido republicano. A través de la subasta de sus obras contribuían altruistamente a la financiación del partido demócrata. Este sería un ejemplo de la movilización que ha causado Obama entre los artistas y que no cesó el pasado 4 de noviembre, sino que ha continuado.

La web Obama Art Report sigue las distintas manifestaciones artísticas en torno al presidente de Honolulu. Su actualización es casi diaria y el número de visitas, nada desdeñable. Ya lo dicen: tras Mandela,
Barack Obama es el único presidente que no importa llevar en la camiseta. Pero a diferencia del primero, es fuente de inspiración cuando aún no ha empezado a arreglar el mundo.

Milagro en el río Hudson. Dan Lacey. Obama y su unicornio (icono de salvación que aparece junto a Obama y que se ha hecho popular durante los últimos meses) ayudando al piloro Chelsey B. Sullenberger durante el amenizaje sobre el río de Nueva York